¿ QUIEN ES EL CLIENTE DE AGC ?

 

EL CLIENTE DE AGC: es la persona más importante que hay en el establecimiento.
 
EL CLIENTE DE AGC: no depende de nosotros; sino por el contrario, nosotros dependemos de él.
 
EL CLIENTE DE AGC: no interrumpe nuestro trabajo, precisamente trabajamos para él.
 
NO le estamos haciendo ningún favor al servirle, él es quién nos hace el favor de preferimos y nos da la oportunidad de servirle.
 
EL CLIENTE DE AGC: no representa para nosotros una cifra determinada; cualquiera que sea la cuantía de su compra, debemos procurar captar y satisfacer su gusto.
 
EL CLIENTE DE AGC: no es una persona con quien nosotros debemos discutir, aunque no tenga razón, porque esto no habría de acarreamos más que dificultades.
 
EL CLIENTE DE AGC: es el que nos ofrece sus necesidades y la oportunidad de servirle.
 
NUESTRO deber por lo tanto, es trabajar para que nuestro cliente obtenga utilidad en sus transacciones al igual que nosotros mismos.
 
LA DIRECCIÓN